Los mejores crampones que comprar por internet

Los crampones son uno de los dispositivos más olvidados del mercado, destinados a mejorar la adherencia en superficies nevadas o con hielo, adaptándose al calzado para evitar resbalones y caídas. Todos los inviernos caen nevadas en diferentes puntos de nuestro país, y, nunca estamos preparados para los suelos con nieve y hielo, sufriendo numerosas caídas. Por ello, hemos creado este interesante artículo en el que hablaremos de los crampones, exponiendo todo lo que es necesario saber sobre estos complementos que debemos tener en casa «por si acaso».

Lo primero que debemos saber es que los crampones son dispositivos metálicos que se colocan sobre la suela del calzado, adaptándose a la bota con una serie de correas. Los crampones poseen una serie de dientes o tacos afilados que penetran en la nieve y el hielo, mejorando la adherencia, mejorando la estabilidad y evitando resbalones. Esto se debe a que al concentrar todo el peso de nuestro cuerpo en una serie de puntos concretos, estos logran obtener una mayor estabilidad, dando lugar a la estabilidad buscada.

En esta página vamos a mostrar diferentes tipos de crampones, intentando enseñar los diferentes tipos y modelos que existen, para hacer más fácil que puedas encontrar el modelo que mejor se adapta a ti. Los crampones están divididos también por tallas, siendo cada una de ellas equivalente a un número variable de número de pie dependiendo de la marca. Esto se debe a que los crampones son ajustables a la bota.

Comparativa de los 3 mejores crampones

A continuación, hemos seleccionado los 3 mejores crampones que comprar online en el mercado. Estos modelos de crampones, debido a sus características técnicas, son el top 3 de los mejores crampones para la nieve y el hielo que hay en internet.

Consejos para comprar los mejores crampones del mercado

MarcaAGPTEK
Precio€€
TallasM-L-XL
Características

19 dientes

CalidadMuy Alta
OpinionesConsultar opiniones

Los crampones antideslizantes de Agptek de 19 puntas son uno de los modelos más vendidos de crampones para la nieve por internet. Estos crampones están diseñados para cualquier tipo de calzado, pudiendo usarse tanto en ciudad en caso de nevada, como en travesías en la nieve. Los 19 dientes de los crampones miden 1,5 centímetros de longitud, están fabricados con acero inoxidable, y, se dividen en 12 tacos en la parte delantera del pie, y, 7 en la parte trasera del talón.

El ajuste de los crampones se realiza con correas elásticas adhesivas que se colocan en la parte superior del calzado, fijando el agarre a la bota. Uno de los modelos profesionales con mejor relación calidad-precio, perfecto tanto para escapadas en la nieve, como para caminar en ciudad en caso de nevada o de que haya hielo en la calzada.

En este caso, los crampones van desde la talla M, destinada a pies de 36-40, hasta la XL, destinada a pies de 44-47, pasando por la L, de pie 40-44.

MarcaAGPTEK
Precio€€
TallasM-L-XL
Características

19 dientes

CalidadMuy Alta
OpinionesConsultar opiniones

Otro marca interesante de crampones para el hielo y la nieve es Rakaraka, que cuenta con crampones de acero inoxidable de alta calidad con 19 dientes. El ajuste de la cadena es perfecto, a través de una banda elástica que se adapta a cualquier tipo de calzado. Estos crampones son ideales para realizar cualquier tipo de actividad al aire libre en la nieve, permitiendo un agarre perfecto, una mayor estabilidad, y, sobre todo, evitando caídas.

La fijación de los crampones es máxima, contando con 3 tallas: M, que va desde el 36 al 40, L que va desde el 41 al 44, y, XL, que va desde el 44 al 47.

MarcaFesoar
Precio€€
TallasS-M-L-XL
Características

15 tacos

CalidadAlta
OpinionesConsultar opiniones

Los crampones de Fesoar son un modelo de crampón elástico que se ajusta a la zapatilla para mejorar la tracción sobre el hielo y la nieve, evitando caídas gracias a su sistema de tacos antideslizantes. Este modelo de crampones, que se ha popularizado mucho en los últimos años, está compuesto por una goma elástica con 15 tacos para la nieve, adaptables a cualquier tipo de calzado. Los tacos de las suelas antideslizantes se pueden retirar fácilmente si están desgastados o se pierden, haciendo que la vida útil de los crampones se prolongue. Las tallas de estos crampones elásticos van desde la S, equivalentes a un 31-36, hasta la XL, equivalentes a una 45-47.

Otra de las características principales de estos crampones es su precio, el cuál es muy económico, siendo un complemento perfecto para tener en casa si se produce una nevada repentina, o, si vamos a realizar una escapada a la nieve. Por supuesto, no son crampones «profesionales», pero, son más que suficientes para caminar por la ciudad en caso de que haya nieve o hielo en las aceras, y, su sistema de bandas elásticas no deteriora el calzado. En definitiva, los crampones perfectos para situaciones inesperadas en invierno, al proporcionar un mayor «grip» en la pisada.

Consejos para elegir el mejor crampón del mercado

Para poder elegir el mejor par de crampones mercado tenemos que tener presente una serie de características básicas de este tipo de dispositivos. Dependiendo del precio que queramos gastar en nuestros crampones, tendremos en mayor o menor consideración algunas de estas características. Eso si, existen unos mínimos exigibles para esta categoría de productos. Las características a tener en cuenta son:

Tipo:

El tipo de crampón es el primer factor a tener en cuenta a la hora de elegir nuestros crampones. Los crampones más básicos son perfectos para la ciudad, y, son mejor que no llevar nada si vamos a la nieve, pero, los crampones más profesionales son perfectos para ambos escenarios. Si vivimos en una zona en la que es habitual que haya nevadas y heladas, o, si somos amantes de la nieve, es recomendable gastarse un poco más y comprar unos crampones de calidad.

Materiales:

Los crampones deben estar hechos de acero inoxidable, evitando la corrosión y facilitando que la nieve y/o el hielo se queden pegados a los mismos. Asimismo, el material de las cintas y correas debe ser elástico y ajustable, haciendo que se adapte perfectamente al calzado.

Talla:

La talla es un factor diferencial propio que debemos tener en cuenta, ya que el tamaño de nuestro pie marcará el tamaño de los crampones que necesitamos. Si tenemos dudas sobre que talla elegir, recomendamos siempre comprar la talla superior, ya que se podrán ajustar una vez colocados.

Precio:

El precio de los crampones clásicos ronda los 20€-30€, siendo una inversión muy necesaria si vivimos en un lugar con bajas temperaturas en invierno. Eso sí, los crampones más profesionales, pueden ser más caros.

Más crampones para andar por la nieve y el hielo que comprar por internet

¿Cómo ponerse unos crampones correctamente? ¿Cuándo usar crampones?

Los crampones deberían ser uno de los elementos más habituales de los inviernos en nuestro país, pero, son pocas las personas que cuentan con ellos en casa, ya sea por desconocimiento, desgana, o, principalmente, falta de previsión. Bien, dicho esto, desde nuestra perspectiva recomendamos tener al menos un par de crampones en casa. Es muy probable que no los necesites nunca si vives en las islas Canarias o Cádiz, pero, si vives en otros lugares, nunca está de más contar con un par, ya que, siempre puedes necesitarlos, como sucedió en enero de 2021 con Filomena en Madrid y alrededores.

Lo primero que debes saber para colocar los crampones correctamente es que estos se pueden colocar tanto con el calzado puesto, como con el calzado quitado, eso sí, recomendamos hacerlo con las botas puestas. Lo primero que debemos hacer es cerciorarnos de cual es la parte trasera y delantera de los crampones. A continuación, estiramos las bandas elásticas y/o correas, introduciendo la bota en su interior, y, la ajustamos por la parte superior de las mismas. Una vez realizado el ajuste, ya tenemos los crampones colocados, y, ya estamos listos para caminar.

Pero, ¿Cuándo usamos los crampones? La respuesta es sencilla, si hay un poco de nieve o hielo, ya tendríamos que colocarlos. Los crampones no nos van a impedir caminar en zonas sin hielo o nieve, ni van a deteriorar nuestras botas, por lo que no suponen un impedimento a la hora de desplazarnos. Eso sí, si vamos a conducir, debemos quitarnos los crampones en el coche, para evitar que se puedan enredar en los pedales y causar un accidente.